La buena vida. Érase una vez un tiempo en que todo giraba en torno a los coches rápidos, las mansiones y el estilo de vida de la jet-set. Sin embargo, a medida que hemos conocido los efectos del consumo excesivo en nuestro planeta y en nuestro bienestar, ha quedado claro que necesitamos una nueva definición de lo que realmente es la buena vida. En el mundo actual, ¿dónde podemos encontrar placer y significado más allá de los objetos materiales que se nos ha condicionado a desear?

Kate Soper, filósofa británica, afirma que necesitamos un «hedonismo alternativo». En su libro «Post-Growth Living» argumenta que el futuro del progreso de la humanidad depende de nuestra capacidad para redefinir lo que significa vivir bien. No se trata de un regreso nostálgico a una vida más simple, sino más bien de una visión vanguardista del futuro.

Según Soper: «Lo más importante es que necesitamos replantearnos nuestras ideas sobre la prosperidad y la producción. En lugar de centrarnos en actividades y prácticas empresariales perjudiciales para el medioambiente, deberíamos concentrar nuestra energía en actividades «eco-benignas», que hagan hincapié en la creatividad y la cultura. En lugar de aspirar a acumular más posesiones y mayores riquezas, podríamos esforzarnos por lograr una vida rica en tiempo, atención y relaciones humanas. A través de la simplicidad, la ralentización del ritmo y la reducción de nuestras posesiones, es totalmente posible que todos podamos ser ricos».

Para seguir explorando este enigma contemporáneo, viajamos hasta el epicentro de la «buena vida», en Byron Bay, Australia, donde el equipo creativo de @StudioHumain realizó su inspirador cortometraje sobre cómo liberarse, lanzarse a conseguir lo que realmente importa y redefinir una vida más significativa.

No te pierdas el corto AQUÍ.

🙂Escrito, dirigido y protagonizado por @yanrulz
🙂Filmado por @seven_valencia
🙂Editado por @rfconstantine
🙂Color por @d_wheeler_

Si te interesa el tema:

«Post-Growth Living: For an Alternative Hedonism» de Kate Soper.